jueves, 10 de diciembre de 2009

Engranados

San Lorenzo 0 - Lanús 1


Goleador

La derrota de Newell's siendo local contra el poderoso (?) Arsenal de Sarandí abrió una última puerta en la esperanza de San Lorenzo para clasificarse a la Libertadores 2010. Venciendo a Lanús y al rival de la última fecha, podía esperar que los comegatos rosarinos pierdan puntos vs Gelp y así entrar para pasear al pedo ir a una nueva travesía por América. El granate, enemigo (?) de miércoles por la tarde para los de Boedo [insertebarriodecapitalaqui], ya estaba clasificado pero quería asegurarse no jugar el repechaje.


Gloria de ambos equipos (?)

San Lorenzo casi que repitió el equipo que jugó vs Argentinos, salvo por la inclusión de Seba Tanque González, que gracias a su altura (?) estrelló un cabezazo en el travesaño. El Ciclón intentó como pudo en el primer tiempo pero los delanteros definieron como el mismísimo Romeo y por eso no se pudo ampliar la diferencia. En el otro arco, el gran quemero Pablito Migliore estaba muy al pedo seguramente escuchando algún ringtone de la 12 con el celular. La primera etapa fue un aburrido 0 a 0 que dejó a los simpatizantes con sabor a muy poco. Por desgracia para la gente que se acercó al Fernando Miele Pedro Bidegain, el segundo tiempo fue igual. Tanto Simeone como Zulbedía metieron cambios, pero era la misma mierda con distinto olor (?), hasta entró el salvador (?) Menseguez en muletas. Faltaba que ingrese el Pipi pero según Pezzotta no se puede ingresar con una camilla a la cancha. La verdad que es muy difícil escribir una nota sobre un partido tan malo, pero gracias a Dios, San Lorenzo tiene jugadores que son brillantes y este es el caso del asesino de palomas a sueldo (?), Gastón Falcioni Aguirre, que transformó un partido totalmente olvidable en el match que nos vamos a acordar por el "golazo de Gastón". Tiraron un centro que como es costumbre, no cerró Codito Bottinelli, Migliore no embolsó y cuando Aguirre estaba solo, rechazó para adentro. Al ángulo. Entre los mejores goles del torneo, sin dudas. Los jugadores se cagaron de risa, los hinchas también, y el Papu invito a pelearse a un hincha azulgrana, en este caso alguien de la sur. Lo de siempre. Finalmente se terminó el partido que gracias al Tonga valió la pena haber pagado la cuota en diciembre (?)

No hay comentarios: